Britney Spears de regreso

0
252

El Jacaguero

El País.com.- La bajada a los infiernos personal de Britney Spears sentó estupendamente a su carrera artística. Blackout, su álbum de 2007, consiguió que a su faceta como ídolo de masas y a su estatus de artista de culto trash se le sumase el favor de una sorprendida crítica.

El álbum se convirtió en un estándar del sonido mainstream de la época. Su siguiente disco, Circus (2008), fue una simple continuación en todos los sentidos. El pop masivo ha cambiado mucho desde entonces, y David Guetta y compañía se han llevado el gato al agua con unas producciones que han trasladado el sonido de macrodiscoteca a las listas de todo el mundo.

El evento

Britney estrena su nuevo single, Hold it against me, en la muy fetichista fecha de 11/1/11. Es decir, mañana. No se ha podido escuchar en Internet en su versión final hasta hoy, lo que probablemente supone todo un récord de contención de un tema para una discográfica.

La espera no ha hecho más que aumentar la expectación. Hold it against me está compuesta por el últimamente inevitable Dr. Luke y por Max Martin, recordemos, responsable de las primeras grabaciones de Britney.

El resultado

La apitufada voz de Britney interpreta una adaptación de una melodía típicamente Spears a la dictadura actual del dance trancero de herencia europea.

Lo que podría ser el mejor tema incluido en el último álbum de Tiësto se transforma a los 2 minutos 10 segundos en un hito por obra y gracia de un interludio dubstep. Ahora se entiende la anunciada colaboración con Rusko.

Más que un guiño, esos 40 segundos se convierten en la primera adopción real por parte de un potencial éxito pop de la estética del dubstep, desde hace tiempo llamado a envenenar las listas de éxitos, pero que excepción hecha del supergrupo Magnetic Man o las puntuales incursiones de Rihanna, nunca había pasado el umbral de la remezcla más o menos apañada. Escúchalo con mejor calidad aquí.

El veredicto