Palabras del Lic. Rafael Ovalles, Director General del INFOTEP En la IV Graduación Nacional INFOTEP 2018

0
471

Lejos de los grandes titulares, pero con fuerza insospechada, se desarrolla en todo el país un movimiento social destinado a influir de manera decisiva en el futuro inmediato dominicano.

Me refiero al flujo permanente de acciones formativas que actualizan conocimientos o crean nuevos, en una dinámica que hace converger la decisión personal y el convencimiento del empresariado de que solo la formación del capital humano hará más competitivas y rentables sus inversiones.

Los graduandos hoy de técnicos, maestros técnicos, diplomados y certificaciones de aptitud profesional son 26,100, una cifra en sí misma respetable. Más bajo este mar multicolor de bandas de graduación se agitan las corrientes que mueven, día tras día, las aguas de la formación técnico profesional.

Para hacernos una idea de este movimiento conviene saber que, hasta octubre de este año, el Infotep ha certificado 723 mil hombres y mujeres en los más diversos oficios de su amplio catálogo formativo.

Alcanzar este número de personas certificadas exige poner en tensión todas las capacidades del Infotep para brindar acciones formativas tanto de manera directa como a través de las instancias vinculadas. Es decir, nuestros los centros tecnológicos y talleres móviles, las propias empresas, los 276 centros operativos del sistema y las organizaciones comunitarias.

Además, para llevar la formación técnico profesional a los sectores vulnerables al margen del mercado formal de trabajo, el Infotep estableció acuerdos con Prosoli y Digepep para formar personas en los Proyectos Progresando Unidos, Quisqueya Aprende Contigo y Quisqueya Digna.

Mediante esta alianza, el Infotep apuntala el combate a la pobreza que libra con notable éxito el gobierno del presidente Danilo Medina.

Con legítima satisfacción podemos proclamar hoy que la dinamización del Infotep, reconocida y elogiada por los más diversos sectores, ha ganado prestigio para la formación técnico profesional y puesto en la palestra su relevancia presente y futura para el desarrollo del país.

Resultado de este trabajo es la presencia del Infotep en lugares que, como las provincias fronterizas o los barrios empobrecidos del Distrito Nacional, no han sido tradicionalmente una prioridad en materia de formación para el trabajo.

Para facilitar el acceso de estas poblaciones a los oficios y carreras de nuestro currículo, contamos en la actualidad con 35 talleres móviles que en enero próximo serán 56, puesto que ya adquirimos otros 21.

Una parte de estos talleres funcionará en Montecristi y Santiago Rodríguez, además de las cinco provincias fronterizas, donde realizamos estudios prospectivos para identificar de manera puntual las necesidades formativo-laborales. La otra parte lo hará en sectores vulnerables del Distrito Nacional como Borojol, La Fuente, Guachupita, Capotillo, Gualey, Simón Bolívar, Los Guandules, Las Cañitas, La zurza, La Puya, Cristo Rey y 24 de Abril.

La movilidad de estos talleres es estratégica. Dado que la oferta de formación puede eventualmente llegar a ser mayor que la demanda. Construir y equipar inmuebles resultaría a la postre en una inversión ociosa, contradiciendo nuestra política de maximizar la utilidad de los recursos institucionales.

Cuando echamos una mirada a lo logrado por el Infotep en materia de expansión no podemos menos que sentir una honda satisfacción.

Durante los últimos cuatro años, el Infotep ha construido 17 nuevos edificios, algunos de ellos remozados, para la impartición de docencia y de trabajo en las mejores condiciones que, con el permiso de ustedes, me permito enumerar:

1. Terminación de la segunda etapa del Centro Tecnológico San Juan de la Maguana. Remozamiento de la oficina satélite de Barahona y construcción de seis aulas en la Regional Sur, en Azua.

2. Construcción del edificio administrativo en Santiago y construcción y habilitación del Taller de Calzados, en esa misma ciudad.

3. Reubicación de la Oficina Satélite del Nordeste. Y en proceso de diseño para construcción tenemos un edificio de oficinas, aulas y talleres en San Francisco de Macorís, en un terreno donado por Andrés Vanderhorst.

4. Construcción y equipamiento de la Escuela de Hotelería, Gastronomía y Pastelería de Higüey. Construcción del edificio de aulas y talleres en La Romana, a ser inaugurado en enero próximo.

5. Ampliación y mejoramiento de la Oficina Satélite Costa Norte, Puerto Plata.

6. Construcción y habilitación del Taller de masajes terapéutico, construcción del gran edificio de aulas y talleres, así como remodelación de los talleres de Televisión, Panadería y Repostería en la Regional Central, en el Distrito Nacional.

7. Remodelación del estacionamiento vehicular, y construcción del Multiuso en la Oficina Nacional. Ya en construcción el moderno Edificio Corporativo Institucional que alojará en 11 niveles nuestra Sede Nacional.

8. Habilitación y equipamiento de centros de capacitación en las Zonas Francas de San Isidro y Las Américas.

9. Asfaltado de 14,698 metros cuadrados en nuestras instalaciones de todo el país con la colaboración del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones.

Tal cantidad de obras no tiene precedentes en el Infotep. Cada una de ellas, incluso la más modesta, contribuye de manera fundamental a la consecución de nuestras metas.

Quiero, no obstante mencionar dos obras representativas de lo alcanzado por nuestra gestión: la Escuela de Hotelería, Gastronomía y Pastelería levantada en Higüey, y el Edificio Corporativo Institucional, que se construye en el Distrito Nacional.

Concebida y ejecutada conforme los más altos estándares internacionales de calidad, la Escuela sirve de plataforma impulsora del propósito del gobierno del presidente Danilo Medina para contribuir de manera sostenida a la mejora de la competitividad de los servicios que el turismo regional y nacional ofrece a nuestros visitantes.

Representa, además, un hito regional en la materia. De ahí que entre sus planes esté extender sus servicios a los profesionales de toda la región del Caribe.

De su parte, el Edificio Corporativo Institucional, simboliza y concreta nuestro esfuerzo para alcanzar las más altas cotas de eficiencia administrativa. Cuando sea concluido, los y las colaboradoras del Infotep contarán con el ambiente idóneo para el desarrollo de su trabajo cotidiano.

Mas lo verdaderamente destacable de este edificio será el espacio destinado al Centro Nacional de Formación de Formadores Técnico Profesional (Cenafotep), responsable de reforzar la calidad de los procesos de enseñanza y aprendizaje mediante la actualización continua del conocimiento de los formadores.

Para asegurar el más alto estándar del personal docente, el Infotep suscribió acuerdos con la Universidad Häme de Ciencias Aplicadas (Hamk) de Finlandia, con el Gobierno Vasco a través de su Viceconsejería de Formación Profesional y con el Centro Interamericano para el Desarrollo del Conocimiento en la Formación Profesional de la OIT.

Finlandia y el País Vasco son líderes mundiales de la formación técnico profesional por la calidad de sus enfoques y prácticas docentes, por lo que los acuerdos mencionados garantizan al Infotep la transferencia de metodologías, técnicas e información que ya comienzan a reflejarse en la gestión curricular, docente y de formación.

A tenor de los avances mundiales, el Infotep tiene entre sus principales ejes de trabajo la formación en carreras demandadas por la cuarta revolución industrial.

Esto explica la inclusión en su actual oferta de la formación en ocupaciones que van desde reparador y programador de celulares y tabletas hasta técnico en ciberseguridad, impresión 3D, operador y ensamblador de drones, operador y programador de robótica industrial, marketing digital, comercio electrónico y, vendedor en línea.

Para el sector agropecuario contamos con carreras de procesador de abonos y bioles orgánicos para cultivos y manufactura agrícola, entre otros más que permiten compaginar la rentabilidad con el cuidado del medio ambiente.

Pero no podemos ser como el herrero que tiene en su casa un cuchillo de palo. Por eso, entre 2017 y 2018, el 95% de los empleados del Infotep ha participado en acciones permanentes de actualización profesional. A través de este programa, desde 2014 a la fecha, 74 servidores han sido beneficiados con becas de posgrado y maestría y mil 14 han sido capacitados en desarrollo profesional, desarrollo técnico y crecimiento humano. Del total, 289 han sido promovidos a cargos de mayor jerarquía. En el área docente contamos con 2,800 activos, todos actualizados en metodología, técnica y desarrollo personal.

Nos falta mencionar, sin embargo, una de nuestras obras más preciadas: la transparencia administrativa. Los sectores que por ley proveen los recursos que nos sostienen, saben a ciencia cierta, y así nos lo han manifestado, que la pulcritud en el gasto es la marca distintiva de esta gestión.

Por eso afirmo, con orgullo y sin miedo a equivocarme, que en el apoyo del empresariado a nuestros planes y proyectos convergen la certeza de la integridad institucional y el convencimiento de que impulsamos la formación técnico profesional por el camino correcto.

Y es precisamente a ese empresariado que comparte camino con el Infotep al que quiero proponer de manera formal y pública, que junto desarrollemos un programa de fortalecimiento de la formación dual que abra a los jóvenes dominicanos y dominicanas la oportunidad de formarse en una carrera técnica mientras trabajan en una empresa.

Las ventajas de este modelo han sido probadas por países de renta alta, como España, Finlandia y Alemania. Entre esas ventajas sobresale la disponibilidad en el futuro inmediato de un capital humano con el perfil adecuado a las necesidades de especialización del sector productivo.

Además, tal y como afirman estudiosos del tema, al crear una reserva de empleados calificados, la formación técnico profesional en la modalidad dual reduce los costos de selección y de adaptación del personal a los puestos de trabajo.

Para el aprendiz, entre otras cosas, aumenta la posibilidad de conseguir un empleo decente. En resumen, en la formación dual todos los sectores involucrados ganan y ninguno pierde.

No estamos proponiendo una simple idea. Mediante acuerdos con el Infotep, desde hace años, cientos de empresas acreditadas ya la han integrado a sus prácticas gerenciales con el resultado de incorporar a sus plantillas un alto porcentaje de los aprendices.

El éxito de estas experiencias locales ha concitado para el proyecto que ahora proponemos, y que hemos ido socializando de manera personal, el respaldo del Presidente del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), de la AIRD, de COPARDOM, Grupo Rica, Barrick Pueblo Viejo, Central Romana, Sociedad Industrial Dominicana (Grupo SID), Colchonería y Mueblería La Nacional y Envases Antillanos.

Así es que, juntos, pronto pondremos en marcha este ambicioso programa de formación dual como fruto de la alianza público privada.

A los representantes de los sectores gubernamental, empresarial y sindical en la Junta de Directores del Infotep, rindo reconocimiento público. Sus aportaciones al diseño de las políticas institucionales son determinantes en los logros presentes y lo serán en los futuros.

Junto a ellos, y en el pujante equipo de colaboradores que me apoya, teniendo como premisa el bienestar colectivo y una sociedad más justa y equitativa, continuaremos impulsando la calidad de la formación técnico profesional para que no solo esté disponible, sino que entusiasme a jóvenes de todos los niveles socioeconómicos.

Frente a ustedes, apreciados graduandos y graduandas, reiteramos el compromiso con el trabajo y la transparencia y les aseguramos que la dirección general y los colaboradores del Infotep estarán siempre a la altura de la confianza que la sociedad y el presidente Danilo Medina han depositado en nosotros.

Muchas gracias.