Internacionales

Un informe demuestra que el Pentágono falsifica documentos sobre enormes ventas de armas a Siria

Un informe conjunto emitido por dos grupos internacionales dedicados al monitoreo de armas ha confirmado que el Pentágono sigue enviando enormes cantidades de armamento a Siria, y que el Departamento de Defensa colabora eliminando el rastro de esas transacciones.

En concreto, el Proyecto de Informes sobre Crimen Organizado y Corrupción (OCCRP) y la Red de Informes de Investigación de los Balcanes (BIRN) ofrecieron pruebas concluyentes de que el Pentágono está involucrado en el envío de hasta 2.200 millones de dólares en armas a sus socios en Siria a través una red de distribuidores privados de dudosa legitimidad. Los mismos informes también han podido probar que varios documentos, tales como certificados de usuario final, han sido manipulados, presumiblemente para ocultar la participación estadounidense.

El OCCRP y BIRN publicaron documentos que demuestran que el Pentágono opera a través de un circuito de comercio masivo de armas cuyo origen está en los Balcanes y el Cáucaso y termina en Siria e Irak. Este peculiar procedimiento es una parte de la campaña estadounidense de entrenamiento, equipamiento y asistencia a las llamadas Fuerzas Democráticas Sirias. Lo cierto es que las transferencias de armas registradas en el estudio son enormes, y al parecer se han estado ejecutando durante años.

La revista especializada Foreign Policy, en un texto sobre este informe, comenta que “el Departamento de Defensa ha presupuestado 584 millones de dólares específicamente para esta operación siria para los años financieros 2017 y 2018, y ha destinado otros 900 millones de dólares a las municiones soviéticas hasta 2022. El total, 2.000 millones, aunque probablemente se subestime el flujo de armas a los rebeldes sirios en los próximos años”. 

Lo mas llamativo de todo es que ha trascendido que los proveedores armamentísticos del Pentágono tienen vínculos con redes criminales conocidas. De nuevo, Foreign Policy destaca que “según el informe, muchos de los proveedores de armas están principalmente en Europa oriental, pero también en las antiguas repúblicas soviéticas, entre ellas Kazajstán, Georgia y Ucrania, y tienen vínculos con el crimen organizado en toda Europa oriental y registros comerciales irregulares”.

Los analistas implicados en la elaboración de esta investigación consideran probable que sea este vínculo con el crimen organizado la razón por la que el Pentágono ha tratado de alterar sus registros. Además, es posible que los Estados Unidos quieran borrar el rastro de su participación porque el gran volumen de armamento que continúa enviando al campo de batalla sirio favorece la proliferación de grupos terroristas indeseables, un fenómeno que ha sido ampliamente documentado

Fuente de noticia

¿Que opinas sobre esto?

Más Populares

To Top